El Principito, La Obra Maestra de Antoine De Saint-Exupery.

El Principito es una novela escrita por el pionero de la aviación y poeta Antoine de Saint-Exupery. No es considerado un libro de desarrollo personal pero la obra contiene tanta filosofía que es imposible excluirla de la biblioteca billonaria.

El Principito Antoine De Saint Exupery

Está escrita como la historia de las aventuras de un joven príncipe mientras visita la tierra. En cada etapa de la aventura están implícitas ideas sobre amor, amistad, sobre la pérdida y también sobre la soledad.

Este libro es una prueba increíble de que hasta las cosas más complejas pueden explicarse de una forma bastante sencilla. Es una obra hecha para niños pero con referencias a la naturaleza humana y profundas ideas sobre la vida.

Una Breve Historia de Antoine De Saint-Exupery

Los críticos atribuyen que muchas de las experiencias e historias narradas en “El Principito” están basadas en las propias vivencias del autor, quien fue un piloto comercial antes de que comenzara la Segunda Guerra Mundial.

Transportaba correo en sus viajes y más adelante se unió a la fuerza aérea francesa hasta que el país se rindió ante Alemania en 1940.

Antoine De Saint Exupery

Mientras Francia se encontraba bajo el régimen nazi, Antoine viajó a los Estados Unidos y trato de convencerlos de que entraran a la guerra.

Luego de casi dos años de intentos fallidos finalmente decidió unirse a la Fuerza Aérea Francesa Libre en el Norte de África, a pesar de encontrarse en una edad avanzada y con su salud ya en deterioro.

Fue durante una misión de reconocimiento que desaparece en julio de 1944. Nunca más se lo vuelve a ver, motivo por el cual se lo declaró muerto en el viaje.

Algunos Inicios Siempre Son Difíciles.

Mucho antes de escribir la obra Antoine de Saint-Exupery ya tenía gran fama como aviador, pero su trayectoria no tuvo un inicio sencillo. Aunque nació en el seno de una familia aristocrática de la época, su padre murió cuando él tenía apenas 4 años.

El Aviador Antoine De Saint Exupery

Y luego de la muerte de su hermano más joven, quedo como el único varón en la familia, asumiendo a temprana edad el rol del hombre protector para poder consolar a su madre y hermanas.

Estudió arquitectura por 15 meses para después abandonar la carrera y luego fue pasando de trabajos ocasionales hasta finalmente ingresar como cadete en el servicio militar francés.

Las Ideas De Un Príncipe.

Entre las increíbles ideas que podemos encontrar en esta historia se encuentra primeramente la gran lección de: “No juzgar a un libro por su cobertura, sino por su contenido”.

Lo Esencial es invisible a los ojos

Al tener dibujos y estar hecho para niños, “El Principito” crea una imagen exterior de que sería un cuento más para niños, pero encierra enseñanzas muy profundas sobre la vida.

Un ejemplo de ello es la forma en que las personas adultas intentan conocer a una persona, a través de “logros” mayormente económicos, en vez de conocer a alguien por sus pasiones y fascinaciones.

La Disciplina De Un Príncipe.

La siguiente gran lección que aprendemos del principito es sobre la auto-disciplina:

 “Es una cuestión de disciplina, lo primero a la mañana es cuidar de ti mismo. Al levantarte lávate la cara y cepíllate los dientes, y bueno, luego lo segundo es cuidar de tu planeta”.

pequeñas disciplinas lavar las manos

Es una excelente idea igual a la citada por Jim Rohn en sus conferencias: “Voy a cuidar de mi por ti, si tu cuidas de ti por mi”. Para ser capaces de ayudar a otros primero debemos ayudarnos a nosotros mismos.

Stephen Covey hace referencia a esto en “Los 7 Hábitos De Las Personas Altamente Efectivas” con “La Victoria Privada”, es necesario desarrollarnos nosotros mismos primero para luego poder desarrollar a otros.

El Prejuicio No Es Digno De Un Príncipe.

“No juzgar a nadie por lo que dicen sino por lo que hacen” es la siguiente lección que se encuentra dentro del “encuentro con una flor”. En alguna parte de sus aventuras el Principito se encuentra con una rosa y la admira de una forma tierna y sana.

A pesar de que ella no menciona ninguna sola palabra, el hecho de existir provoca hermosas emociones en el personaje principal del cuento.

balance entre bien y mal roja espinas

En esa misma escena se puede intuir también que la rosa así como tiene un nivel de belleza positiva, tiene su propio lado negativo, sus espinas.

Esta es una alusión directa al principio de polaridad del Kybalion. Todo tiene dos opuestos, uno positivo y negativo. Lo importante es mantener el balance entre ellos.

Las Relaciones Para Un Príncipe.

Las relaciones hacen que la vida valga la pena. En una conversación que tiene con su amigo el zorro, este le explica en una metáfora sobre la magia de las relaciones.

Existen muchas personas o jóvenes como él, al igual que existen miles de zorros por todos lados, pero cuando existe una conexión entre ambos, algo que los une, automáticamente la vida comienza a ser más divertida.

buenas relaciones

La universidad de Harvard realizó una investigación para descubrir qué es lo que realmente da sentido a la vida, y los resultados definieron que son las buenas relaciones.

En el mundo se puede tener todo lo material del mundo o no se puede tener nada, pero si se tiene buenas relaciones con otras personas la vida tiene un sentido mucho más importante. El contacto con otro ser humano es lo que nos hace más feliz a todos.

Lo Esencial Es Invisible A Los Ojos.

La frase más famosa de esta novela “Lo esencial es invisible a los ojos”, citada mientras el Aviador tiene al Príncipe en sus brazos, mientras se enfoca en que lo que ve realmente es solo la capa externa de él, que lo importante realmente es su esencia.

la esencia correspondencia

El amor es un sentimiento explicado netamente en esta frase, lo que uno ama realmente de otra persona en realidad es su esencia, su personalidad no su rostro externo o su aspecto físico.

De esta forma la belleza interna siempre es reflejada de manera externa en absoluta concordancia con el segundo principio del Kybalion: la correspondencia.

El Tiempo Para Un Príncipe.

La siguiente lección que nos brinda esta romántica novela es sobre lo que mide el reloj. El tiempo que uno invierte en algo es lo que realmente le da valor a ello.

Específicamente hablamos de un valor sentimental más que valor económico, este tipo de valor es subjetivo para cada uno de nosotros, lo que uno invierte es lo que cree que vale realmente, en este caso si se invierte mucho tiempo, es porque se le está dando mucho valor.

la inversion del tiempo

Haciendo una conexión con lo que explica “El Poder Del Pensamiento Positivo” de Norman Vincent Peale, cuando uno realmente invierte tiempo en desarrollar la habilidad del pensamiento positivo es cuando comprende  su valor concreto.

Es aquí donde comienza un verdadero cambio de percepción sobre muchos de los aspectos de la vida.

La Última Metáfora

Entre los últimos mensajes se encuentra la metáfora de mirar a las estrellas, que estas siempre te sonríen.

Se puede entender que es mejor siempre mirar hacia arriba y para adelante, las estrellas tienen miles de millones de años, se encuentran a una distancia inconcebible de nosotros y seguirán estando por mucho más tiempo cuando ya dejemos de existir.

las estrellas brillan en la oscuridad

Puede tomarse como una forma de ser humilde, provenimos de ellas y siempre brillan sin que les afecten toda la oscuridad a su alrededor.

Sea cual sea el propósito con que leamos el libro “El Principito”, hay que destacar que Antoine además de ser un excelente piloto, también era un increíble poeta y escritor, quien dejó a pesar de su misteriosa muerte un gran legado para las futuras generaciones.